Tipos de rehabilitaciones con implantes.

Hoy, desde la Clínica Odontológica Antonio Vidal, vamos a hablaros de las diferentes opciones que tenemos para reponer las piezas que nos faltan mediante implantes dentales.

En caso de que nos falte una única pieza, colocamos un único implante. Este permanece sumergido durante 3 meses que es lo que tarda el hueso en integrarlo y después se destapa para colocar un pilar de cicatrización, que es un tornillo un poco más largo que emerge de la encía y le va a dar la forma circular que deseamos para que luego la corona que llevará puesta adapte perfectamente. En condiciones normales la encía cicatriza en 1 semana y ya está lista para poder tomar las medidas. Los modelos se envían al protésico que posteriormente fabricará el diente a medida de la boca del paciente. En 1 ó 2 semanas se colocan en boca y ya tenemos la pieza que nos faltaba.

En casos con más de una falta, podemos abarcar desde 2 piezas con dos implantes hasta 4 con dos implantes también, en cuyo caso esos dos implantes sujetan las dos piezas que le corresponden y otras 2 más entre ellas. Para casos más amplios dependerá de cada paciente y su hueso, porque las combinaciones son múltiples..

Cuando nos faltan todas las piezas, sean estas superiores, inferiores o ambas, tenemos dos opciones para rehabilitar la zona. Una de ellas es la colocación de 4 implantes para colocar una sobredentadura. Esto es una estructura que a parte de los dientes también lleva “encía” artificial para recuperar el volumen de los labios y estabilizar la prótesis. Va anclada a los implantes mediante un macho y una hembra, en este caso en Clínica Antonio Vidal usamos el sistema LOCATOR con el que se consiguen muy buenos resultados. Esta prótesis es implantomucosoportada, es decir que el paciente puede retirarla a demanda y volvérsela a poner. Desde que los implantes están integrados hasta que el protésico fabrica la prótesis y se coloca suele pasar un mes en el que es necesario realizar diferentes pruebas.

También se puede optar por una prótesis sobre implantes fija, que se atornilla a los implantes y es sólo el odontólogo el que puede retirarla. Este tipo de prótesis es mucho más cómoda pero tiene unos requerimientos higiénicos mucho mayores, necesitando normalmente de un mayor número de implantes para estabilizarla (mínimo 6 por arcada). Dos son los materiales más usados en este tipo de prótesis, aunque ambos van sobre una estructura metálica que feruliza (une) los implantes: . Resina: más fácil de reparar, la recomendamos en casos en los que se ha perdido mucha encía y necesitamos recuperarla artificialmente. . Cerámica: Resultados más naturales. Dependiendo del caso, si ha pasado mucho tiempo desde la pérdida y el hueso del paciente se ha reabsorbido, puede ser necesario colocar hueso para poder llevar a cabo el tratamiento implantológico. El hueso que colocamos es un xenoinjerto (hueso procedente de animales sometido a un proceso enzimático que elimina todo el contenido orgánico), con lo que evitamos al paciente un postoperatorio largo y doloroso. En todos estos casos es necesario realizar un estudio previo del paciente. Anímate a visitarnos y te daremos la mejor opción!
Visto 5153 veces Modificado por última vez en Martes, 24 Febrero 2015 10:26